Cuando se enciende una mecha donde hay pólvora, existe el inminente peligro de que, el incendio que se produzca, quede lejos del control de quien tuvo la imprudencia de encenderla.
El que se designen a políticos y no expertos a distintas reuniones no hace más que crear, en muchas ocasiones, una interrupción de lo que debería ser la cadena de mando de modo que nadie se saltase ningún escalón, para que no se produjeran situaciones capaces, en muchas ocasiones, de cortocircuitar la correcta comunicación y la cadena de órdenes.
Ya lo describe el Novelista Benito Pérez Galdós, donde relata en los Episodios Nacionales, algo de enredos y trapisondas políticas.
Unos cuantos titulares, muchas manos a la cabeza durante días,  horas de tertulia y la vuelta al ombliguismo. Con ese intercambio de cromos de niños malcriados en su primer día de colegio a la vuelta de vacaciones, que es para lo que ha quedado el espectáculo de la constitución de los nuevos ayuntamientos, Telde, Santa Lucía… Gobierno de Canarias, todos ellos salidos de las urnas del 26 de mayo.
Estos días, aunque con menos repercusión mediática, la Cruz Roja alerta del aumento del maltrato a los mayores, Cáritas atiende en un año a 41 familias con hijos sin hogar en Las Palmas de Gran Canaria. Nos dice que la exclusión se centra en mujeres, en las personas sin hogar y los migrantes
En la memoria institucional, la de Cáritas Diocesana de Canarias del pasado año, predice el futuro a medio plazo mirando en las entrañas de una sociedad que se está descomponiendo. Si algunos y algunas de los que en estos días han cogido la vara de mando para algo más que para subir sus fotos a las redes sociales se asomasen al abismo que radiografía estos estudios, se les helaría probablemente el selfie.
Por eso, estos informes además de pesar, escuece. Porque la fragmentación social, sigue ahí, esperando a que despierten las conciencias. Y esa visión, con sus propios gráficos y porcentajes, no puede sentar bien a los políticos, empezando por los alcaldes, lo mismo con los presidentes del Cabildo y Gobierno Autónomo, sin olvidarnos de los socios de Gobierno, Todos ellos encargados de gestionar la cosa pública más próxima al prójimo.
Los que me lean no podrán gustarles que les digan a la cara que no hacen políticas para todos, sino solo para una parte de la sociedad, somos muchos los ciudadanos que estamos desencantados, de ver como en estos días están jugando con la vara de mando.
Ver, además, que lo único que estos días ha motivado sus alianzas y componendas tiene que ver con el ombligo propio y el del que te ha encaramado a la lista del partido, no hace nada más que confirmar que los excluidos siguen siendo invisibles. Lo mismo que los peligros que esa desazón conlleva. Quizás lo tengamos que lamentar todos dentro de cuatro años.
 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on reddit
Share on digg
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on print
Share on email
Valora este artículo
5/10




Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de NorteGranCanaria.es. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

  • No se permitirán comentarios abusivos, obscenos, vulgares, difamatorios, xenófobos, amenazantes o de índole sexual
  • Todo comentario o sugerencia que vulnere las presentes normas se eliminará del sitio.

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *