Relativamente la compleja historia de Gran Canaria desde el pasado legado que nos dejaron los aborígenes canarios (anterior y posterior a la conquista de esta isla conocida de antaño por Tamarán) por las entonces tropas invasoras castellanas (siglo XIV / XV) y donde los «escribanos clérigos» que les acompañaron y quedaron en esta isla,  dejaron sus escritos en sus peculiares formas de escriturar lo que acontecieron durante esos dos importantes siglos mencionados y posteriormente hasta el siglo XVI.

      Con el tiempo se hicieron ecos cientos de escribanos e historiadores hasta nuestros días donde «ríos de tinta» han estado derramándose narrando a sus maneras y supuestamente creando muchas veces confusión de los verdaderos y silenciados acontecimientos sufridos con reiteración a nuestros antepasados  aborígenes canarios tanto antes como después de la conquista y los consiguientes repartos de tierras hasta nuestra era. Se dicen que en la historia de Canarias se han escritos muchas aventuras, leyendas y hasta fábulas, sobre estas versiones este articulista no está de acuerdo pero,  cuando el «barranco suena es porque agua trae» y desgraciadamente con el tiempo prevalecerá la verdad…(¡).

EL  PUERTO  ABRÍGO  DE  LA  BAHÍA  DE  GANDO

      La famosa bahía de Gando con su gran playa de arena amarilla y aguas tranquilas durante casi todo el año (donde hoy está enclavada la estratégica Base Aérea de Gando junto al Aeropuerto Internacional de Gran Canaria en terrenos de los hoy municipios de Telde e Ingenio), fue desde la antiguedad el más importante «Puerto Abrigo» de nuestra redonda isla hasta el siglo XVII, por aquí embarcaron emigrantes hacia América y mercancías sirviendo de refugios a pequeños y grandes veleros dado su estratégica y geológica ubicación tridimensional como «zona azocada» de los fuertes vientos del alisios y en todas sus latitudes incluidas las abiertas al sur que también recibió protección climatológica bajo el amparo de su cercana Punta de Arinaga (Agüimes).

      Una parte de la historia nos describen a aquellos grandes navegantes Cartagineses que fueron durante muchos años los amos del Mediterráneo donde sus travesías enarbolaron desde las Columnas de Hércules hasta la Guinea Ecuatorial. Fue cuando el célebre general Cartaginés Hannón escribió una historia de su expedición hace 2.600 años que versaba la «circunnavegación», éste intrépido general cuenta que en su viaje por la costa africana se refugió en una «azocada bahía» huyendo  de un fuerte temporal, se cree que dicha bahía era la de Gando.

      A través de los siglos por esta mencionada bahía pasaron navegantes Genoveses, Portugueses y especialmente Castellanos que fueron los que finalmente conquistaron la isla construyendo en la misma playa un redondo castillo de protección que a día de hoy permanece en pie y sirvió de enlace en la culminación de la conquista de Gran Canaria acaecido en la legendaria y célebre odisea de los aborígenes, hecho acaecido en la «Fortaleza de Ansite» en Santa Lucía de Las Tirajanas.

      Digamos también que la bahía de Gando fueron objetos de visitas por parte de la piratería Holandesa e Inglesa y donde el castillo redondo allí construido sirvió para contrarrestar a los que pretendieron invadirla.

    LA  CARABELA  «LA  PINTA»,  LA  BAHÍA  DE  GANDO  Y  LA  PLAYA  DEL  BURRERO

      Uno de los acontecimientos más grandioso de la historia naval mundial fue el descubrimiento de América por Cristóbal Colón (1.492) que comandó el buque insignia la nao «Santa María» junto a las dos restantes carabelas la «Pinta» y la «Niña». En este primer viaje sucedió (en aguas de Gran Canaria) que la carabela «La Pinta» al mando de  Martín Alfonso Pinzón se les rompió el timón, dicha avería surgió cerca de la bahía de Gando mientras tanto Cristóbal Colón proseguía hacia la Gomera a la espera del arreglo del timón y así seguir junto a las tres carabelas hacia el infinito oeste.

     La carabela «La Pinta» pernotó en la bahía de Gando durante varias semanas que duró la reparación, durante esos días tripulantes de dicho navío recorrió la cercana costa para avituallarse mejor ó sea en busca de frutas y agua potable, el lugar más cercano de conseguirlo era en la playa del Burrero en cuya playa desembocaba el barranco de los Aromeros que fue en esa época un vergel y rico en arboleda frutal y exquisita agua de sus manantiales acuíferos, según constan en «los Archivos de Indias de Sevilla». Los únicos riachuelos de agua potable existente en el perímetro de la bahía de Gando eran el de Los Aromeros (playa del Burrero), Guayadeque y los nacientes de playa Vargas, siendo el más cercano a la bahía el de Playa del Burrero. una vez reparado el timón siguió su itinerario marino hasta la Gomera y desde allí hacia el nuevo mundo de América llegando el 12 de Octubre de 1.492. En este año de 2.020 se cumplen 528 años de aquella grandiosa gesta.

      Un hecho lamentable sobre las efemérides del «500 aniversario del descubrimiento de América en Las Palmas» fue el olvido total de la que fuera famosa bahía de Gando y su aporte al arreglo del timón, como decía el entonces Cronista Oficial de Gran Canaria Néstor Álamo…«Si no hubieran reparado el timón de la carabela «La Pinta» en la Bahía de Gando, América no se hubiera descubierto ése señalado año». Eso lo dijo públicamente Néstor Álamo en referencia a los muchos escribanos y escritores capitalinos de las épocas pasadas y actuales que dieron fama a unos lugares determinados de la capital de la isla y dejaban en el olvido y sin mencionarlo para nada en más de…«500 años de la que fuera Bahía / Refugio de Gando».

      En pleno siglo XXI a quienes correspondan sigo diciendo…»Ver para creer»…(¡).

(*) Escritor y Articulista  www.antonioestupinan.com

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on reddit
Share on digg
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on print
Share on email
Valora este artículo
5/10




Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de NorteGranCanaria.es. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

  • No se permitirán comentarios abusivos, obscenos, vulgares, difamatorios, xenófobos, amenazantes o de índole sexual
  • Todo comentario o sugerencia que vulnere las presentes normas se eliminará del sitio.

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *