Esteban Rodríguez García
Esteban Rodríguez García

183 Visitas

Valora este artículo
5/10

 Tras unas jornadas de asueto en este medio maravilloso, continuaré en este impasse que permite reencontrarme con el medio contiguo, adyacente o fronterizo de mi nariz.

Resulta algo complejo sostenerse en la distancia efímera o volátil, sin pisar firme sobre el espacio que habitas, transitas y tantas veces pisoteas con reconocida e ignorada indiferencia (por descarte).

El otro, el auténtico Descartes, -René- nos decía:

–Todo lo complejo puede dividirse en partes simples-.

Pero nuestra simplonería (que no es simple) a veces nos puede tanto que nos impide ver la verdad que se encuentra cuando la duda nos obliga a serenar el ímpetu saciador de nuestro ego.

Vuelve Descartes:

-Para investigar la verdad es preciso dudar, en cuanto sea posible, de todas las cosas-.

También nos recomendaba:

-Conducir con orden mis pensamientos, empezando por los objetos más simples y más fáciles de conocer, para ascender poco a poco, gradualmente, hasta el conocimiento de los más complejos, y suponiendo incluso un orden entre ellos que no se parecen naturalmente unos de otros-.

Esto, que parece algo de sentido común, resulta muy común que se realice sin sentido, y así nos va, entre ruidos medrosos y amenazas apocalípticas mientras otros se llevan las manos llenas en dirección a las alforjas. Pero cada uno a lo suyo que ya es bastante, a fin de cuentas todos queremos tener la razón aunque la sinrazón sea el condimento del día a día. Ya lo decía René Descartes:

-No hay nada repartido de modo más equitativo en el mundo que la razón: todo el mundo está convencido de tener suficiente-.

Yo había oído hablar mucho de Descartes, pero lo tenía descartado hacía mucho tiempo.

Sin embargo, recordando las palabras que un buen amigo escritor repite con frecuencia en sus talleres literarios:

-Si quieres aprender de verdad lee principalmente a los grandes maestros, prefiero que prioricen eso, ante a venir a mis talleres- Santiago Gil.

Sin duda le honra esa recomendación, naturalmente es coherente para quién tiene kilómetros de libros leídos.

Estamos en fechas donde el consumo se dispara, los regalos vuelan y las cuentas se las lleva la corriente. Quizá tengamos un hueco, un espacio recóndito en la conciencia para hallar la manera de destinar 15 o 20 € para destinarlo a la compra de un libro. En las librerías hay muchos y muy buenos.

Termino con un filósofo interminable. Un cita más de Rene Descartes:

-La lectura es una conversación con los hombres -mujeres- más ilustres de siglos pasados-.

Porfi, no lo descartes, pídelo a los Reyes Magos.

Erg.

 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on reddit
Share on digg
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on print
Share on email

Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de NorteGranCanaria.es. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

  • No se permitirán comentarios abusivos, obscenos, vulgares, difamatorios, xenófobos, amenazantes o de índole sexual
  • Todo comentario o sugerencia que vulnere las presentes normas se Eliminará del sitio antes de ser publicado.
  • Todo aquel que reitere en seguir intentando comentar ofensivamente será BLOQUEADO del servidor 

Rogamos sean coherentes y educados en sus comentarios.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Somos un magazín ubicado en el noroeste de Gran Canaria, informamos de las noticias del Norte y también de las noticias más relevantes de la Peninsula y fuera.

© 2008 Reservado Todos Los Derechos.