Amanece, la noche se pierde y el sol vuelve a dar los buenos días, el mundo se activa, se lame las heridas de una plaga que se espera haya dicho:

  • Adiós para siempre…

Las calles vuelven a inundarse de vida, la gente respira tras una mascarilla, con mentes tranquilas. Al haberse reactivado su día a día.

Nunca supo tan bien una cerveza fría en el bar de la esquina, el sol en la playa, un paseo durante las noches frías. Sentir el viento en la cara, la buena compañía, saborear cada hora sin miedo a la siguiente fase del día.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on reddit
Share on digg
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on print
Share on email
Valora este artículo
5/10




Esta es la opinión de los lectores, en ningún caso la de NorteGranCanaria.es. No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas. Tampoco se permitirán mensajes no relacionados con el tema de la noticia.
El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

  • No se permitirán comentarios abusivos, obscenos, vulgares, difamatorios, xenófobos, amenazantes o de índole sexual
  • Todo comentario o sugerencia que vulnere las presentes normas se eliminará del sitio.

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.