17.2 C
Guia
miércoles, octubre 23, 2019

Oda a un pregónque seguro será inolvidable por Juani Santana

Recibo con júbilo la noticia de que el pregonero de las próximas fiestas de Guía, será el alcalde de Gáldar.

Hace muchos años, antes de facebook, el pregonero era un empleado municipal que, a la voz de «por orden del señor alcaldeeeee, se hace saber…», se encargaba de transmitir al pueblo las ocurrencias del munícipe de turno.

Con la llegada de la televisión, esa figura desapareció como tal y se transformó en lo que hoy conocemos: un hombre o una mujer -pocas mujeres he visto-, más o menos importantes, que largan una letanía nostálgica sobre su infancia, pubertad, juventud, el burro de su abuelo y lo bueno que eran aquellos tiempos -aquellos sí que eran buenos tiempos!-.

Pero sé de buena tinta, que éste no será un pregón al uso. En realidad será una especie de » acto de conciliación «, como el de Esperanza Aguirre y los policías de Madrid.

Viejos agravios quedarán definitivamente enterrados esa noche. Lavaremos nuestras mutuas culpas en el lavadero del discurso de Teodoro. Seremos por fin, como hermanos siameses, unidos por la membrana de la buena vecindad.

Previamente, el ayuntamiento en pleno, aprobará por unanimidad, una moción declarando persona » non grata» al Poeta Bento y su insidioso soneto (yo bien quisiera callar…).

Pero el pregón sólo es la punta del iceberg de un plan más grandioso: con las piedras que generaciones de niños se han lanzado en ese barranco de Guigáldar (debemos empezar a usar los nuevos topónimos), se erigirá un polilitos (si una piedra es un monolito, miles de piedras serán un polilitos?), símbolo del tiempo nuevo que iniciamos esa noche.

La Virgen de Guía irá en volandas a encontrarse con el Señor Santiago en Becerril (calla Bento, ya no eres grato aquí!). Los copatronos, San Roque y Santa Ana, viajarán por mar en esas preciosas barquillas marineras y se encontrarán en Caleta de Arriba. Se degustarán quesos de Guía de ovejas de Gàldar. Y todos seremos uno.

Espero con ansiedad esa noche (Dios mio, que larga es la espera!). Teo…Pedro. Pedro…Teo… Que la Virgen de Santiago os bendiga!

Dejar respuesta

Entre su comentario
Entre su nombre

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.